• español

Tratamientos de superficie

Sapa tiene un conocimiento exhaustivo de todos los tipos de tratamiento de superficies que se pueden aplicar a su producto, siendo los más comunes Anodizado y Lacado.

Anodizado

Está basado en un tratamiento electroquímico de los perfiles y consiste en crear artificialmente una capa de alumina (óxido de aluminio) cuyo espesor varía normalmente entre 10 y 25µm.
Se pretende así oxidar el aluminio de forma acelerada mas controlada, depositando una capa protectora. Esta capa, muy dura, después de tratada es impenetrable para la mayor parte de los agentes químicos, el aire y el agua.

Mediante procesos químicos y mecánicos, se pueden obtener diferentes tipos de acabados y coloraciones:

El Anodizado dá un aspecto mate a los perfiles. Es el tratamiento mas común por razones estéticas, económicas y funcionales.
El lijado da un aspecto rugoso.
El pulido da un aspecto brillante.

En nuestros procesos convencionales la coloración va desde el color natural de aluminio (el más utilizado en la arquitectura contemporanea) y evoluciona a una nueva gama de colores bronce y acastañados así como colores negros.

El anodizado de los perfiles de aluminio ofrece un equilibrio perfecto teniendo estas características: diversidad de acabado en color y textura, protección anticorrosiva, durabilidad de los materiales, muy bajo costo de mantenimiento y facilidad de reciclaje a bajo costo con aprovechamiento integral de los residuos.

La utilización de este acabado sigue la tendencia actual y la opción de aluminio anodizado en color natural añade más valor a la arquitectura contemporanea porque resalta los atributos naturales y produce un impacto ambiental reducido comparado con otros tratamientos superficiales.

Lacado

El termolacado es un proceso de tratamiento de superficie más moderno que consiste en la aplicación de una tinta en polvo (polímero en base de poliester) que puede ser termoplástica o termoendurecida, sobre el aluminio y posteriormente metido en horno.

No existen limitaciones a la hora de escoger la coloración. Usamos RAL, NCS y colores especificados por el cliente. El termolacado es el método más comunmemte usado en la coloración de los perfiles de aluminio.


Las principales características son:

  • Riesgo mínimo de desfoliado y decoloración;
  • Puede repetirse varias veces;
  • Resistencia a impacto y abrasión considerablemente mejor que los recubrimientos realizados por inmersión;
  • Buena resitencia al estiramiento (por ejemplo,puede curvarse después del tartamiento de la superficie);
  • Adecuado para el uso interno y externo – Alta resistencia a la radiación UV y a la corrosión.


Los acabados usados en arquitectura permiten lacados del tipo:

  • Brillante
  • Metalizado
  • Texturado
  • Efecto Madera